Un fiscal de la Audiencia Nacional denuncia un rastreo irregular de sus tuits

Carlos Bautista, fiscal de la Audiencia Nacional, ha presentado una denuncia en la Policía por un supuesto rastreo irregular de su conexión a internet desde la que se tuiteó, a través de una cuenta anónima, mensajes criticando a sus superiores y jueces.

 

 

Fiscal twitter

 

Bautista reconoció ser el autor de varios tuits, en los que se hablaba de la muerte de subsaharianos en Ceuta y se criticaba la forma en la que el juez Fernando Andreu instruye el caso Bankia. Según Bautista, la localización de la procedencia de los mensajes solo se tenía que haber hecho con autorización judicial previa.

 

 
El fiscal se disculpó el miércoles pasado a través de una nota, calificando los hechos como “un grave error de juicio”.
Bajo la cuenta de Twitter anónima @cespiralidoso, Carlos Bautista vertía duras críticas contra el Fiscal General del Estado, Eduardo Torres-Dulce: «Fiscalía ya tiene el vídeo de Ceuta. Lo recibirá editado. Aunque no sea así, no pasa nada. Torres Dulce tiene el título de director de cine», criticaba en unos de sus tuits.

 

 
Bautista también publicó en relación a la declaración de la Infanta ante el juez José Castro. «El fiscal Horrach ha pedido un receso. Tiene que llamar a Zarzuela. Ahí está Torres Dulce desde la 9.00. Ha despertado al Rey». Ese mismo día también publica que Horrach, fiscal Anticorrupción del caso Urdangarín, «lleva pinganillo» para contarle en directo la declaración «al Rey».

 
La cuenta @cespiralidoso también criticaba frecuentemente al juez Andreu sobre la causa de las preferentes de Caja Madrid.

 

 

Bautista se disculpaba a través de un comunicado diciendo: “Lo que hice fue profundamente equivocado. Realizar bromas, chanzas y comentarios impropios de mal gusto sobre personas e instituciones, a través de un medio que no suponía tan público, con daño a las personas, sus familias y personas que les quieren (…) es algo absolutamente injustificado”, decía en su nota. Bautista dedica estas palabras especialmente al juez Andreu a quien, según sus propias palabras ha tratado “con suma injusticia e imperdonable ligereza”.

 

 
Las redes sociales son un instrumento de libre expresión, aunque debemos medir nuestras palabras para evitar herir los sentimientos de otras personas o crear polémica en torno a un tema. Si metemos la pata en público a través de las redes sociales, lo mejor es que nos disculpemos de la misma forma y tratemos de justificar nuestros actos en la medida de lo posible. Hay que recordar que la difusión a través de las redes sociales es masiva, y que nuestros comentarios pueden llegar a miles de personas. Actuar con precaución es lo mejor en estos casos.

 

Más información:

 

La Inspección Fiscal medita abrir expediente al fiscal que llamó borracho al juez Andreu por Twitter
El fiscal Bautista se burla de superiores y compañeros en Twitter con un perfil falso
Un fiscal de la Audiencia Nacional se burla de sus superiores en Twitter 

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.