Aumentan las denuncias por delitos en internet y nuevas tecnologías



Las denuncias ante la Policía están cambiando, al igual que las costumbres y rutinas de la sociedad. Si hace años las principales denuncias incluían daños en vehículos, tirones de bolsos o hurtos pequeños, hoy en día son los robos de móviles de última generación, acoso a través de internet o la difusión de fotografías o datos personales sin el consentimiento de las víctimas.

peligros de internet

Esta evolución la retrata Gema García, fiscal delegada de menores en la Comunidad Valenciana, que dice que cada día llegan a manos de la Fiscalía de Valencia en torno a 10 denuncias relacionadas con las nuevas tecnologías.

La fiscal alerta del constante crecimiento del sexting, o difusión de datos de contenido erótico a través del teléfono móvil. «Hoy hay menores que con siete años ya tienen su móvil siempre encima. Y las niñas son muy aficionadas a enviar todo tipo de fotos».

El hecho de enviar una fotografía íntima a través de internet o el teléfono móvil provoca que al momento perdamos el control sobre ella y que pueda ser enviada de manera masiva sin que podamos evitarlo.

Según Ignacio Cosidó, director general de la Policía, “el cibercrimen es el tercer delito más lucrativo a nivel mundial, solo superado por la trata de personas y el narcotráfico”. Esto nos puede dar una idea de los peligros que entrañan la red si no la utilizamos de forma correcta y si no tomamos medidas de precaución básicas.

Tomando como ejemplo la Comunidad Valenciana, la Guardia Civil maneja cifras muy preocupantes. En los primeros nueve meses de 2013 se registraron 350 delitos relacionados con internet y las nuevas tecnologías. De ellas, 41 estuvieron relacionadas con víctimas de edad, lo que supone un 12% del total. En 2012 la cifra asciende a 408 delitos, 52 de los cuales relacionados con menores.

Difundir fotografías o datos personales de una tercera persona sin su consentimiento con la intención de provocar algún daño está penado por el Código Penal. Un ejemplo es la sentencia que condenó a una mujer de Castellón a pagar 1.000 euros en concepto de indemnización por colgar en un chat erótico el teléfono de una amiga con la que había discutido.

Conocer este tipo de casos es una de las mejores prevenciones de cara a poder evitar ser víctimas de estos actos. El conocimiento de estos casos puede alertar sobre su repercusión y sus consecuencias, y poder poner freno a este tipo de prácticas.

 

 

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

© 2004-2018 DelitosInformaticos.com Revista de información legal | Condiciones generales | Datos identificativos
Política de cookies | Artículos (RSS) | Comentarios RSS)